banner a1

banner a5 banner a6   

logo

banner l

Viernes, 14 de Diciembre de  2018
22:34

07ipn01Ante los profundos cambios tecnológicos que condicionarán el papel de la sociedad, de las universidades y de la economía del conocimiento a nivel global, el Director General del Instituto Politécnico Nacional (IPN), Mario Alberto Rodríguez Casas, convocó a generar propuestas estratégicas orientadas a impulsar el desarrollo tecnológico e intensificar la innovación con impacto social, así como también formar profesionales para un mercado laboral mucho más complejo en América Latina y El Caribe.

Durante su participación en la III Conferencia Regional de Educación Superior de América Latina y el Caribe 2018 (CRES 2018), que se realiza en Córdoba, Argentina, Rodríguez Casas presentó una estrategia dirigida a apoyar al sector industrial para incursionar en el mercado mundial, basada en la planeación, con una visión dinámica del mercado, que dará preferencia a problemas planteados de cambio tecnológico e innovación.

Explicó que el IPN, en alianza estratégica con los sectores federal, regional, industrial y universitario realizó el diseño y creación de un centro de innovación y transferencia de conocimiento, como una unidad promotora y generadora de capacidades productivas, una vez que fueron identificadas las necesidades del sector industrial de la región fronteriza con los Estados Unidos.

“El nuevo centro del IPN se encuentra inmerso en el desarrollo de una política industrial integral, que impulsa el mercado, haciendo uso del conocimiento y la investigación dirigidos a proyectos puntuales, bajo un esquema muy atractivo de fomento y estímulo al talento, para producir empleos y satisfactores sociales que contribuyan al desarrollo económico del país, favoreciendo la creación de un nuevo ecosistema tecnológico”, detalló.

Al dictar la conferencia El papel de las universidades tecnológicas y politécnicas en el desarrollo futuro de América Latina y el Caribe, Rodríguez Casas consideró necesario que las universidades e instituciones tecnológicas de la región se comprometan a formar jóvenes con mentes innovadoras, respaldadas por sistemas educativos de calidad, que permitan desarrollar y transformar entornos cada vez más complejos e inestables y con demandas sociales que crecen aceleradamente, toda vez que deben ser verdaderas palancas de transformación de las sociedades.

En el caso de México, dijo, que si bien el IPN ha logrado integrar una importante y productiva comunidad científica y tecnológica, resulta imprescindible fortalecer la aportación tecnológica, en el sector productivo y la sociedad.

Por ello, es necesario desarrollar capacidades y conocimiento para la solución de los problemas nacionales, acordes a los retos y áreas de oportunidad del futuro inmediato, dirigiendo esfuerzos hacia el desarrollo tecnológico y la innovación, como dos de los principales cimientos de la economía.

Las conclusiones de la CRES 2018 se integrarán en la Declaración y el Plan de Acción que llevarán los países de América Latina y El Caribe a la Conferencia Mundial de Educación Superior, a realizarse en 2019, en la sede de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) en París, Francia.

banner b1 i2

banner e1 i