banner a1

banner a5 banner a6   

logo

banner l

Sábado, 23 de Septiembre de  2017
00:28

El sur de la Ciudad de Puebla es de los sectores geográficos del Municipio de Puebla en que se tienen los más graves problemas de inundaciones y en donde las soluciones son cada vez más complejas. La forma y la velocidad con que ha ido creciendo la mancha urbana, no ha permitido diseñar soluciones de fondo a las inundaciones.

Tal es el caso de la Ciudad Universitaria de Puebla que año tras año sufre constantes inundaciones, cuando la extinta Laguna de San Baltazar intenta recuperar su territorio. Debe recordarse que gran parte de los terrenos comprendidos entre los ríos San Francisco y Alseseca, y San Claudio y Periférico forman parte del sistema lagunario sur de Municipio.

 

01cebra01La contribución del cambio climático

¿Podremos culpar al cambio climático el aumento de frecuencia y la gravedad de las inundaciones? En los últimos años se observan en todo el mundo los efectos producidos por las lluvias torrenciales que afectan muchas grandes ciudades; en México, las catástrofes urbanas de Monterrey, Veracruz, Villa Hermosa, Oaxaca, Puebla y muchas otras se deben, generalmente, a la falta de infraestructura para un correcto drenaje pluvial.

Ante esta situación, que parece estar incrementando debido también al cambio climático, se deben implementar medidas estructurales de mitigación y medidas institucionales de prevención que ofrezcan control y protección para amortiguar los efectos producidos por las avenidas intempestivas de agua en zonas urbanas que han crecido sin planeación y a la sombra de intereses inmobiliarios mezquinos.

01cebra02El primer problema en el ámbito de las inundaciones es que la falta de planeación de las actividades humanas ha alterado el entorno, y con ello, se han establecido condiciones que frecuentemente dan lugar a inundaciones más severas. Debido principalmente a dos situaciones: insuficiente permeabilidad del suelo y grave deterioro ambiental; un aspecto conlleva al otro. Se asfalta el suelo y se suprimen áreas de absorción de humedad.

Gran cantidad de corrientes pluviales han sido canalizadas o convertidas en circulaciones y son drenadas por el alcantarillado; de esta forma, se cree que el escurrimiento no existe o ya no es una amenaza; sin embargo, cada vez es más frecuente que los drenajes se saturen por recibir grandes caudales en menor tiempo del calculado para su drenado; además de otros factores como el asolvamiento o la saturación de basura.

Lo peor es que esta situación está aumentando año tras año; en el presente, las inundaciones ya dejaron graves consecuencias en varias comunidades del Estado. En México un 68% del agua de lluvia cae entre los meses de julio-octubre, debido a los cambios que se han producido en el ciclo hidrológico y las estaciones. Como consecuencia del cambio climático, cada vez llueve con mayor intensidad y en un lapso menor.

01cebra03Durante muchos años se pensó que el agua era un recurso inacabable, por esta razón en la época de lluvia lo único que interesaba era deshacerse de todo el líquido que fuera posible en el menor tiempo, tirar el agua al drenaje o al río, con tal de que no se produjeran inundaciones, algo que en algunos casos es contraproducente, ya que el drenaje se satura, las lagunas de retención se llenan y los ríos se desbordan, provocando muchos problemas e incluso tragedias mayores.

 

Actuar ante una inundación periódica

Las comisiones de protección civil que se han implementado en los últimos años en los centros de trabajo, educativos y otros diversos ámbitos sociales, deben emprender acciones de protección para mitigar los potenciales daños causados por inundaciones. Es indispensable, por lo tanto, cuidar al menos los siguientes aspectos:

a) Funcional-ambiental. La captación y aprovechamiento del agua de lluvia también es una de las soluciones para mitigar inundaciones, ya que se puede controlar e incluso almacenar. Se debe evitar la saturación de drenajes y el aumento de flujo de agua en zonas de actividad humana, sobre todo si los eventos son de cada temporada de lluvia y que pueden causar accidentes entre los usuarios del espacio.

01cebra04b) Constructivo-estructural. Se requieren obras que permitan evitar o mitigar los daños provocados por las inundaciones a las construcciones; por lo general obras de retención, almacenamiento o de derivación de agua tales como modificaciones al cauce, construcción de bordos o muros de encauzamiento. Habiendo más recursos podrá pensarse incluso, hasta en un sistema de drenaje profundo para expulsar los excesos de agua de lluvia que escurre por las superficies pavimentadas impermeables.

c) Comunicación social. Debe existir información clara para los usuarios de áreas y/o edificios en áreas de riesgo para evitar riesgos, minimizar daños y prevenir evacuaciones. Entre estas medidas incluyen rutas de evacuación, alertas oportunas e información sobre medidas de prevención, independientemente de la dimensión de la problemática.

Siempre habrá soluciones alternativas o provisionales que las comunidades buscan e implementan con gran creatividad e imaginación cuando los problemas no son graves; sin embargo, cuando sí lo son, lo mejor es recurrir a las instituciones responsables de resolver problemáticos de este tipo.

 

Las instituciones del agua

Antes de 1989, la política hidráulica se ejecutó a través de un conjunto de organismos y dependencias y, después, en 1989 se creó la Comisión Nacional del Agua (CONAGUA), como un órgano desconcentrado de en aquel entonces la Secretaría de Agricultura y Recursos Hidráulicos, como única autoridad facultada para administrar las aguas nacionales.

01cebra05En 1992, la Ley de Aguas Nacionales formalizó los avances institucionales que se habían logrado con la CONAGUA y en 1994 con la nueva administración federal, la CONAGUA cambió de la SARH a la Secretaría de Medio Ambiente, Recursos Naturales y Pesca (SEMARNAT). La CONAGUA es el órgano administrativo, normativo, técnico y desconcentrado encargado de la gestión del agua en México.

La CONAGUA desempeña sus funciones a través de sus delegaciones. Trabaja en conjunto con afectados, diversas instituciones en el ámbito federal, estatal y municipal, así como con asociaciones de usuarios y empresas e instituciones del sector privado y social, y organizaciones internacionales. El Instituto Mexicano de Tecnología del Agua (IMTA) se encarga de la investigación, capacitación y asistencia técnica en riego y drenaje, infraestructura hidráulica y abastecimiento de agua.

Para saber más:

file:///C:/Users/V%C3%ADctor/Downloads/Atlas_de_Riesgos_Naturales_Municipio_de_Puebla%20(1).pdf
http://hidropluviales.com/inundaciones/
https://www.imta.gob.mx/images/pdf/articulos/MAPAS-DE-RIESGO-EN-ZONAS-URBANAS.pdf
https://www.imta.gob.mx/images/pdf/programa-investigacion-cyt-agua.pdf
https://www.imta.gob.mx/component/content/article?id=743

banner b1 i2

banner e1 i