banner a1

banner a5 banner a6   

logo

banner l

Sábado, 17 de Noviembre de  2018
09:03

Les agradecemos el tiempo que se toman para mandar sus felicitaciones, recomendaciones y críticas, recibimos una buena cantidad de peticiones que se interesan por el tema que veremos en esta entrega.

Esta información ofrece un resumen del tema y puede que lo explicado les afecte de manera directa o indirecta. En tal caso hable con su médico para averiguar qué se puede hacer y para conocer más acerca del tema. Lo expresado aquí da respuesta a las preguntas más comunes que nos hicieron al respecto, seguramente les serán de utilidad.

¿Qué es la disfunción eréctil?

Cuando un hombre no puede alcanzar la erección o rigidez del pene durante suficiente tiempo para tener coito, o no puede mantener la erección el tiempo suficiente para terminar el acto sexual, o mantener una erección para poder tener relaciones sexuales satisfactorias, a esto se conoce como disfunción eréctil, también se le llama impotencia.
 
01capsulasdesalud01Para mantener la erección, la sangre tiene que poder circular en el pene y permanecer en éste hasta la eyaculación. Casi todos los hombres tienen o han tenido problemas ocasionales de erección en algún  momento de su vida sexual pero si éstos ocurren con frecuencia, la terapia médica puede ser de ayuda.
 
La disfunción eréctil puede ocurrir a cualquier edad pero es más común en hombres mayores de 65 años. 70% de los casos son causados por problemas físicos; 10% son causados por motivos emocionales; y de 10 a 20% tienen una combinación física y emocional.

¿Qué causa la disfunción eréctil?

Algunos de los siguientes problemas médicos pueden causar la disfunción eréctil:

Diabetes, es decir, el azúcar elevada en la sangre

Hipertensión; es decir, tener la presión sanguínea elevada

Aterosclerosis que es el endurecimiento de las arterias

Si usted no puede mantener normal su nivel de azúcar en la sangre o su presión sanguínea bajo control puede desarrollar disfunción eréctil. Algunas veces se altera el balance hormonal lo que causa también la disfunción eréctil o bien, algunos medicamentos pueden causar ser la causa. Los problemas en la relación con su pareja sexual también pueden causarlo.
 
01capsulasdesalud02Usted podría intentar asesoría psicológica para ver si mejorar su relación y le ayuda en su vida sexual. La terapia probablemente va a ser más efectiva si su pareja también participa. Las parejas pueden aprender nuevas formas de complacer el uno al otro y de demostrar afecto. Esto puede disminuir cualquier ansiedad que usted tenga con respecto a tener erecciones. Cualquier condición física o emocional que interfiera con el deseo sexual, el flujo de sangre o las señales neurológicas al pene puede causar éste padecimiento. De manera general las causas más comunes son las condiciones que afectan los vasos sanguíneos y la circulación de la sangre al pene, tales como el endurecimiento de las arterias (ateroesclerosis) asociado con la diabetes, el uso de tabaco, la presión arterial alta y el colesterol elevado. Otras causas comunes pueden incluir los medicamentos (por ejemplo, antidepresivos, pastillas para dormir y los que se usan para tratar la presión alta, el dolor o el cáncer de la próstata), el alcohol y las drogas.

Otras causas menos comunes de la disfunción eréctil pueden incluir

• Una pérdida del deseo sexual por causa de depresión, ansiedad, enfermedades cerebrales (un derrame, por ejemplo) y deficiencia de testosterona (la hormona sexual masculina).

• La esclerosis múltiple, lesiones de la columna vertebral, cirugía pélvica o trauma, o diabetes, la cual puede afectar los nervios e impedir que las señales del cerebro lleguen a los vasos sanguíneos del pene.

• Desequilibrios hormonales, tales como deficiencia de testosterona, o niveles altos de prolactina y niveles anormales de la hormona tiroidea.

• Enfermedades crónicas de los riñones o el hígado.

• Raramente, cicatrices en el pene que causan un encorvamiento severo del pene—llamado Enfermedad de Peyronie—que interfiere con las erecciones normales.

Sentimientos que pueden conducir a la disfunción eréctil

01capsulasdesalud03Sentirse nervioso con respecto al sexo, probablemente por causa de una mala experiencia o por un episodio previo de impotencia.

Sentirse estresado, inclusive estresado por el trabajo o por situaciones familiares.

Estar preocupado por problemas en la relación con su pareja sexual.

Sentirse deprimido.

Sentirse tan cohibido que no puede disfrutar del sexo.

Pensar que su pareja está reaccionando negativamente a usted.

 

¿Cómo se diagnostica la disfunción eréctil?

Para determinar la causa, su médico le toma los antecedentes de cuándo comenzó a tener problemas de erección, los medicamentos que está tomando, lesiones que pudieran causarla y todo cambio reciente físico o emocional en su vida. La evaluación también incluye un examen físico y una prueba para determinar el nivel de testosterona en la sangre.
 
01capsulasdesalud04Según su historial médico, de los resultados del examen físico y de la prueba de testosterona, su médico puede también ordenar pruebas de la hormona luteinizante (HL) prolactina, del azúcar y el colesterol en ayunas, y también pruebas para determinar la función del hígado, los riñones y la tiroides. Aunque no es común, también es posible que su médico le ordene pruebas especiales para revisar la función neurológica, los vasos sanguíneos y la circulación.

 

¿Cómo se trata la disfunción eréctil?

El tratamiento de la disfunción eréctil depende de qué cosas la están causando. Después de que su médico lo examine para determinar problemas médicos y medicamentos que podrían ser la causa, podría hacer que usted intente un medicamento para ver si le ayuda con la disfunción eréctil. Algunos de estos medicamentos se inyectan en el pene. Otros se toman por la boca. No todo mundo puede usar estos medicamentos. Su médico le ayudará a decidir si usted puede usarlos y en qué condiciones.
 
Queda claro pues que el tratamiento depende de la o las causas y de la gravedad de su condición. Las opciones de tratamiento, según el caso, pueden incluir las siguientes:
 
• Medicamentos orales. Hay tres medicamentos disponibles. Los tres actúan al aumentar el flujo de sangre en el pene durante la estimulación sexual.
 
• Terapias del pene. Son medicamentos que pueden ser inyectados en el pene o insertados en la uretra para aumentar el flujo de sangre. (Estos pueden tener resultado cuando no lo tienen los medicamentos orales.)
 
• Terapia de reemplazo de testosterona. Para los hombres que tienen una deficiencia de testosterona, ésta puede reemplazarse con inyecciones, pastillas, parches y jaleas.
 
• Dispositivo de vacío. Es un cilindro plástico externo y una bomba de vacío que extrae la sangre hacia el pene y la mantiene en éste por medio de un aro alrededor de la base del pene.
 
•Cirugía. Los implantes en el pene se utilizan para los pocos pacientes en los que las otras terapias no tienen buenos resultado. Los implantes son caros, pueden producir infecciones y es posible que no funcionen con el tiempo. (La cirugía se utiliza raramente para corregir un bloqueo del flujo sanguíneo al pene. Los mejores candidatos para esta cirugía son hombres jóvenes que tienen un bloqueo limitado.)
 
• Terapia psicológica. Si la disfunción se debe a un problema emocional o a la relación con su pareja, su médico puede recomendarle a usted (y a su pareja) que visite a un terapeuta de sexo.

Todas las opciones de tratamiento tienen riesgos. Es posible que se tengan que hacer varios intentos antes de encontrar el tratamiento acertado. Su médico trabajará con usted para encontrar la opción de tratamiento que más le conviene.

 

¿Qué debe hacer con ésta información?

Si usted ha estado teniendo una disfunción eréctil durante más de dos meses, debe ver a un médico para determinar la causa. Un estilo de vida saludable—el cual incluye ejercicio regular, una buena nutrición, abstención del tabaco y limitación del alcohol—ayuda a prevenir algunas de las condiciones que la causan. Si su disfunción eréctil se debe a un desequilibrio hormonal, puede ser que tenga que consultar a un especialista.
 
Lo más importante trate de no angustiarse, busque ayuda con personal de la salud competente y sobre todo evite a los charlatanes que únicamente incrementarán el problema.
 
Esperamos haberles dado respuesta a la mayoría de sus inquietudes.
 
Como siempre,
Por su tiempo para esta lectura...
Gracias.

banner b1 i2

banner e1 i